Dragoncry, un juego indie de mazmorreo y fantasía.

Ha caído en mis manos una copia del juego de rol Dungeoncry de los autores Isidoro Campaña Lozano y Alfonso García Martín. Antes que nada le agradezco que me hayan confiado una copia para hacer esta reseña.

Para esta reseña quiero centrarme en tres aspectos del juego : Mecánicas, ambientación y relación calidad/precio. No voy a poner notas a cada uno de los aspectos sino que lo analizaré y que el lector decida según exponga.

Mecánicas.

El sistema de juego es sencillo, se usa una tirada de dado sumando el atributo o habilidad pertinente, y si supera la dificultad establecida la acción se realiza. Dependiendo de si la base es un atributo o una habilidad la tirada varía (un dado de 12 caras para los atributos o dos dados de 6 caras para las habilidades)

No es complicado hacerse con el sistema, y en el manual se encuentra varios ejemplos de cuando se usa las tiradas de atributos aunque es intuitivo.

En el combate el juego se convierte en un juego táctico de miniaturas. El juego incluye un tablero dividido en casillas y unos recortables para simular obstáculos en el combate, y es aquí donde radica la mayor cantidad de detalles y complejidades, quedando claro que el juego tiene un componente de acción considerable.

Según se vaya superando los combates y adversidades los jugadores reciben experiencia y suben de nivel como es clásico en los juegos de mazmorras y fantasía. Consiguiendo nuevas habilidades, rasgos y mejorando los que ya tienen.

Ejemplo de combate en Dragoncry

Ambientación.

Respecto a la historia del juego, estamos en un ambiente clásico de juegos de fantasía. Un mundo dividido en un eje Bien/Mal en el que no faltará conflictos entre los reinos alineados y los dioses estarán también orientados en ese eje de moralidad existiendo dioses del bien, del mal y otros que se encuentran en un punto medio neutral.

La historia del mundo se cuenta de manera breve y a continuación se detallan los distintos reinos que puebla el mundo de Dragoncry, con detalles como sus reglas especiales e ideas de aventuras centradas en esos reinos.

Las razas de juego también son las clásicas de cualquier juego de mazmorras, incluyendo a su vez subrazas para mayor personalización del personaje. Este punto de elección es importante ya que según la raza el jugador tendrá acceso a clases y reglas específicas. En este punto las elecciones serán familiares para los jugadores que le guste estos juegos y están disponibles razas como humanos, elfos, enanos, medianos, semielfos y semiorcos.

Las clases también son las típicas : Luchadores, sacerdotes, magos, asesinos, bardos, druida, montaraz… que según vaya subiendo de nivel se podrá personalizar más.

En el juego también está incluido un bestiario para que el director del juego pueble las mazmorras y ponga en aprietos a los jugadores.

El Gran Bosque Élfico.

Relación Calidad/Precio.

Lo primero que hay que recordar que este es un juego indie, sin el apoyo de ninguna editorial o de un staff creativo de ilustradores, diseñadores y otros profesionales. Solo los dos autores del juego donde han trabajado en todo el juego.

Observando esto, nos encontramos con un libro a todo color distribuido en PDF y aunque no dispone de muchas ilustraciones si que puedes encontrar mapas de los distintos reinos, el tablero para los combates y una página para recortar y disponer de obstáculos, además de fichas de colores para usarlas si no se dispone de las miniaturas.

El juego básico es bastante amplio, explicando todos los detalles del juego y ambientación en más de 200 páginas de reglas, hechizos, objetos mágicos y equipo por lo que la información en el manual no es un problema.

Valorando todo, el nivel de producción, la información que brinda a los jugadores y directores de juego y las ayudas que incluye, creo que ofrece mucho para el precio que tiene. El juego lo puedes adquirir por 5,30 $ (unos 4,55 € al cambio) a través de Drivethrurpg y lo que ofrece excede por mucho lo que cuesta, un sistema completo de juego sin muchas carencias. Es posible que eches de menos criaturas o conjuros pero no es un gran impedimento. Podría decir que echaría de menos una aventura  en el manual para empezar a jugar pero en la tienda oficial del juego existe 4 aventuras gratuitas con las que empezar a jugar.

Ejemplo de personaje, una semielfa montaraz.

Conclusión.

Un juego interesante, muy económico y completo. No caeré en el tópico de que está muy bien para lo que vale porque hay muchos juegos mucho más caros y con menos contenido que este Dragoncry. Tiene sus virtudes como un sistema sencillo para las habilidades, y con un sistema de combate centrado en las acciones tácticas primando la acción en las partidas.

Merece la pena echar un vistazo a su página de Facebook Dragoncry El juego de rol y descargar los recursos gratuitos que están disponibles para hacerse una idea del juego. En un futuro el juego dispondrá de versión impresa por lo que habrá que estar atento.

 

Deja un comentario